30 ago. 2014

009-1.


A modo de presentación.

009-1 es una serie de anime basado en el manga de Shōtarō Ishinomori. Fue transmitida originalmente por la cadena de televisión TBS en octubre de 2006. En Latinoamérica y España fue transmitida por Animax. Narra las misiones de una agente occidental llamada Mylene Hoffman en un mundo donde la Guerra Fría ha durado más de un siglo y amenaza a la humanidad con desatar una guerra nuclear entre ambas facciones.

Argumento.

En un mundo alternativo, la Guerra Fría ha persistido durante 140 años. Como resultado de ello, el mundo se dividió en dos facciones: Los bloques occidental-capitalista, liderado por Estados Unidos, y oriental-comunista, liderado por la Unión Soviética. Como la Guerra Fría se prolonga, la tensión entre las dos facciones, así como el arsenal de Armas nucleares que poseen, va aumentando. Mylene Hoffman es una mujer que se convierte en una espía para el bloque occidental. Junto a otros 3 agentes, Mylene participa en diversas misiones emitidas por sus superiores.


Mylene Hoffman (009-1).

Mylene Hoffman es la protagonista de la serie. Es una mujer alta de cabelllo rubio y corto y sensualmente atractiva, miembro activo de la Organización Zero Zero que trabaja como órgano de inteligencia para el bloque occidental, casi todo su cuerpo ha sido genéticamente modificado al estilo de una Cyborg y varias partes de su cuerpo están equipados con funciones específicas que son necesarias para la actividad de espionaje. 

Además de su arma estándar, que es un arma de rayos, la WA-P009 (comúnmente llamado pistola de plasma), que también lleva pendiente que usa como comunicadores, las botas con un arma oculta de la aguja, y los artes de otro agente pero sus armas más impresionantes son una especie de metralletas de que lanzan balas de 9mm que están camufladas en sus pechos, tiene una mente clara y una capacidad impresionante a la hora de elaborar planes lo que la hace la más eficiente y destacada agente de la organización y muchas veces usando su atractivo que es muy considerable (especialmente con hombres).

En el transcurso de toda la serie ella va cumpliendo las misiones que se le asignan en las cuales observa las diferentes clases de vidas que viven las personas y los sufrimiento por causa de la Guerra fría, también hace muchas reflexiones sobre cada misión como en el episodio de La noche sagrada donde se pregunta quienes son los verdaderos villanos de esta guerra.


Vanessa Ibert (009-3).

Ella ha sido especialmente modificada con un enfoque en el análisis de los equipos electrónicos. Sólo por el "mira" el objetivo, la cámara incorporada en su ojo puede almacenar los datos de la empresa seleccionada en la memoria de su cerebro. También es capaz de descargar la información que ella ha ganado en un dispositivo compacto a través del conector en la parte posterior de su cuello. El personaje está basado en Francoise Arnoul (003) de Cyborg 009.

Berta Kastner (009-4).

Sus cuatro miembros se han modificado. Tanto los codos y las rodillas pueden ser equipadas con unidades tácticas adecuadas para la misión en particular. Entre los agentes Número 9, que tiene el mayor número de puntos de modificación cibernética. Su motivo es el de Albert Heinrich (004) de Cyborg 009, que estaba equipado con armas en todo el cuerpo.


Creado por Shotaro Ishinomori.
Episodios 12 + 1 episodio extra.
Año 1967 en manga / 2006 el anime.

28 ago. 2014

The infinite being / El ser infinito, némesis.


Historia.

El Ser Infinito tiene un origen rodeado de misterio, se dice que él era un ser sensible omnipotente, cuyo dominio eran todas las realidades, también se dice que era más antiguo que el actual universo.

Entonces él era lo único que existía, su solitaria existencia lo llevo a crear vida, pero la vida que creo se corrompió en mal, así que destruyo su creación, no pudiendo soportar más su soledad, este ser cometió un suicidio cósmico. Sin embargo, tal nivel de poder no se disipa fácilmente y de sus restos se crearon las 6 Gemas del Infinito y al parecer gran parte del Multiverso.

Las Gemas representarían diferentes aspectos del universo y se esparcirían por la realidad del universo 616. Una séptima gema (Gema del Ego) fue aparar a otro multiverso, al Ultraverso.

Las 6 Gemas fueron llevadas después también al Ultraverso cuando el vampiro conocido como Rune combatió contra el Silver Surfer. Reunidas de nuevo por Loki quien aposto la séptima gema con el Gran Maestro, ocasionarían que Los Vengadores se vieran forzados a enfrentar a los héroes de Ultraforce. Este combate ocasionó que las 7 gemas se juntaran nuevamente recreando al Ser Infinito, el cual ahora tomaría el nombre de Némesis. Como Némesis seria capaz de destruir en un parpadeo ambos universos y de crear uno nuevo.

La derrota de Némesis fue posible cuando dos de las gemas (realidad y tiempo) se sublevaron contra sus otras 5 hermanas, finalmente los Vengadores y los Ultras lograrían derrotarla. Al “morir” Némesis su energía liberada fue tan grande que cada onda de energía desatada creaba y destruía universos al mismo tiempo.

El ser infinito, seria omnipotente, omnisciente y omnipresente (en su forma original).

Creado por Glen Herding / Angel Medina.
Año 1992.

Proemial gods / Dioses proemios.


Historia.

En el principio de los tiempos, el Universo era joven y estaba henchido por el caos, pero era un caos surgido del vacío y de la falta de designio. La Consonancia Cósmica decidió extraer orden para equilibrar este caos. Para llevar a cabo este equilibrio surgieron los guardianes, concebidos por el designio y cada uno de ellos estaba decidido a mantener la consonancia cósmica, de extraer del caos orden y del orden designio. 

Estos guardianes carecían de voluntad y de conciencia para nada mas que las tareas que la Consonancia les había encomendado y para servir al Universo. Encargados de servir a la Consonancia y mantener el orden eran los Dioses Proemios, en principio había muchos pero solo se conoce el nombre de unos pocos, entre ellos Aegis, Tenebroso, Antífono, Brio de Vida y Diableri. 

Precisamente Diableri fue el creador de las motas del caos, pequeños seres dotados de parte del poder cósmico y que servían al Dios Proemio como ojos y oídos. Cada uno tenía su función, así Tenebroso era el encargado de la negrura, la materia viva que une el Universo y lo hace uno, Aegis por su parte era la encargada de la matanza selectiva de las divergencias y aberraciones del Universo vivo, Brio de Vida tenía la tarea de asistir a las nuevas formas de vida y Antífono era el encargado de vigilar la consonancia cósmica. 

Los Dioses Proemios sirvieron al joven Universo, manteniendo el delicado equilibrio entre el orden y el caos. Como resultado de su obra, el Universo creció y floreció, la vida se extendió sin control por incontables mundos siendo cada forma de vida diferente a las otras, esto provocó que la tarea de los Dioses Proemios se viera poco a poco reducida hasta que su era de poder terminó.

No todos los Dioses Proemios estaban dispuestos a aceptar su pérdida de poder, algunos como Diableri hacía tiempo que habían evolucionado adquiriendo conciencia propia, pero esta evolución había desembocado en oscura ambición y lejos de aceptar que su época había acabado, decidió rehacer el Universo a su imagen. 

Para lograrlo y usando argucias y engaños, corrompió a algunos de sus compañeros que buscaron seguir su oscura ambición, entre sus aliados mas destacados se encontraban Aegis y Tenebroso, otros como Antífono decidieron permanecer neutrales. Estalló una guerra entre los Dioses, hubo muerte y destrucción sin que ningún bando prevaleciera sobre el otro. Tal vez Diableri y su bando hubieran triunfado pero en su oscura ambición llevaron la guerra demasiado lejos y llevaron la batalla hasta Galactus y el Devorador de Mundos logró matar a Diableri y aprisionar a Tenebroso y a Aegis en las Kyln, generadores de energía de origen desconocido y alteradas por Galactus para sus propias necesidades. Se ignora si algún otro Dios Proemio fue encerrado en las Kyln aunque posteriormente entre sus ruinas se encontró el cadáver de Antífono.


Durante milenios, Aegis y Tenebroso permanecieron atrapados en las Kyln hasta que, procedentes de la Zona Negativa, la Oleada Aniquiladora atravesó el Crujido destruyendo las Kyln y liberando a Aegis y Tenebroso. 

Los Dioses Proemios todavía buscaban cumplir los planes de Diableri de alterar el Universo para sus fines, aunque para ello debieran exterminar millones de planetas para cercenar un Universo que, según ellos, estaba abarrotado de vida. Sin embargo, su primer acto fue de venganza y se aliaron con Thanos para actuar contra Galactus, los dos Dioses Proemios se enfrentaron a Galactus y a su heraldo, Silver surfer, a los que lograron derrotar y entregar a Thanos. Sin la oposición del único que podía detenerlos, Aegis y Tenebroso pasaron un tiempo buscando a sus antiguos camaradas, pero después de encontrar únicamente el cadáver de Antífono decidieron llevar a cabo ellos solos sus planes. Desgraciadamente para ellos, este retraso en sus planes permitió a Silver surfer y Galactus escapar de su encierro. 

El Devorador de Mundos envió a silver surfer en busca de sus dos ancestrales enemigos y Norrin los encontró entre las ruinas de las Kyln. Silver surfer intentó retener a Aegis y Tenebroso el tiempo suficiente para que su amo llegara pero los Dioses Proemios excedían con mucho su poder y lo dejaron malherido. Con su último aliento, Silver surfer arrojó sobre sus enemigos las energías de las Kyln matándolos aunque casi le cuesta la vida y solo la llegada de Galactus le salvó. Con la desaparición de Aegis y Tenebroso, es de suponer que los Dioses Proemios se encuentran extinguidos aunque es posible que algún otro hubiera sobrevivido.

Poderes y habilidades.

Los Dioses Proemios fueron creados por la Consonancia para poner orden en el caos que siguió a la creación del Universo. En un principio servían a la Consonancia, pero mas tarde se dividieron en dos bandos uno de los cuales estaba dirigido por Diableri.

Creado por Keith Giffen / Renato Arlem.
Año 2006. -Lean annihilation.

Elder gods / Dioses arcanos.


Historia.

Los Dioses Arcanos son seres increíblemente poderosos y cuyo origen se remonta a billones de años en el pasado, cuando la Tierra todavía estaba en proceso de enfriamiento. El ser conocido como Demiurgo, nacido a partir de energías mágicas naturales de la Tierra, adquirió forma física al entrar en contacto con la primera vida orgánica en el planeta. 

Al parecer, Demiurgo tenía conocimiento de las condiciones que debían darse en el planeta para que la vida en él se desarrollara de forma fructífera, sabiendo que la diversidad era algo básico para el desarrollo, decidió difundir su esencia, sus energías etereas, por todo el planeta en múltiples fragmentos cada uno de los cuales fue el origen de un nuevo organismo, los seres conocidos como los Dioses Arcanos que gobernarían la Tierra durante billones de años, es por ello que a Demiurgo se le conoce como la encarnación de la Creación.

Se desconoce el número de Dioses Arcanos nacidos a partir de Demiurgo, aunque si se conoce el nombre de algunos como el de Gea, Diosa de la Tierra, Ch'thon , dios de la magia negra, Osthur, dios de las estrellas, Set, el Dios del Caos y otros como Hyppus, Isuus, el ser conocido únicamente como el Salvaje o Gibborin Estos Dioses Arcanos comenzaron a actuar en función de su carácter así, Osthur abandonó la Tierra debido a su fascinación por las estrellas, dedicándose durante milenios a recorrer el espacio, Gea por su parte se convirtió en protectora de la vida y se dedicó a cuidar y alimentar a las primeras criaturas vivas que aparecieron primero en los Océanos y después sobre la tierra del planeta mientras que Chthon comenzó a manipular las energías ambientales del cosmos convirtiéndose en el primer hechicero de la Tierra, el Dios Arcano uso su magia sobre los seres inferiores que poblaban el planeta y en un momento dado comenzó a transcribir sus hechizos mágicos en un legajo de pergaminos que mas tarde sería conocido como el Darkhold. Pero sin duda el hecho mas importante fue el llevado a cabo por Set, el cual buscaba alzarse como amo absoluto del nuevo planeta.

El Dios del Caos descubrió que podía aumentar su poder si se alimentaba de otros Dioses Arcanos, y tras matar y consumir a uno de sus hermanos se convirtió en el primer asesino en la historia del planeta, el proceso efectivamente aumentó su poder pero provocó que degenerara en demonio asumiendo la forma de una gigantesca serpiente. Los demás Dioses Arcanos siguieron el ejemplo de su hermano lo que dio lugar a una lucha entre hermanos en que muchos murieron y otros fueron transformados en demonios, únicamente Gea quedó al margen de esta orgía de asesinato y destrucción quedando su estado intacto.

Preocupada por los efectos sobre la creciente vida en el planeta por culpa de la guerra entre Dioses, Gea convocó a Demiurgo el cual se unió a la Diosa de la Tierra para crear un campeón, Atum el dios del Sol, que descendió a la Tierra y combatió a los Dioses Arcanos ahora transformados en demonios. Con el poder del sol a su disposición, Atum acabó con la mayor parte de los Dioses Arcanos destruyendo su forma física y absorbiendo las energías que estos dejaban atrás en su interior, por desgracia esto provocó que él mismo mutara en una forma demoníaca propio transformándose en Demogorgo, el Devorador de Dioses. 

Demogorgo acabó con todos los Dioses Arcanos a excepción de Set y Ch'thon que unieron sus fuerzas para hacer frente al Devorador, pero ni la unión de los poderes de estos dos poderes seres fue capaz de acabar con Demogorgo y el dios de la magia negra usó un hechizo para escapar de la Tierra en dirección a otra dimensión, aunque su esencia quedó impresa en el Darkhold a la espera que alguien lo convocara en el futuro y pudiera regresar a la Tierra, siguiendo el ejemplo de su hermano, Set también escapó a una dimensión adyacente evitando así la destrucción. 

Acabada la guerra, Demogorgo expulsó las energías de los Dioses Arcanos que, con su cuerpo físico destruido, quedaron atrapados en otra dimensión (que o bien era el Limbo o tenía alguna relación con él).

Un tiempo después, Oshtur regresó de su viaje por las estrellas solo para ser testigo de la guerra que había asolado la Tierra y que su hermana Gea era la única de los Dioses Arcanos a la que se le había permitido quedar en la Tierra. El Dios de las estrellas, no deseando alterar el equilibrio que imperaban en la Tierra, decidió auto exiliarse a otra dimensión.

Pasaron millones de años, y sobre la Tierra reinaban los dinosaurios y los reptiles, pero una nueva raza luchaban por abrirse paso, los mamíferos. Tras largo tiempo reuniendo energías, Set logró obtener el poder suficiente para regresar a la Tierra, de nuevo la maldad de Set amenazaba el planeta y nuevamente Gea convocó a Atum que descendió de los cielos para combatir al Dios del Caos. 

Transformado nuevamente en Demogorgo, el Devorador de Dioses combatió con tra el Dios-Serpiente hasta que este, con sus poderes prácticamente agotados, regresó a la dimensión del exilio. La guerra entre el Dios Arcano y el Demogorgo fue la causa de la extinción de los dinosaurios y gran parte de los reptiles, mientras que los mamíferos, protegidos por Gea, se convertían en el futuro del planeta.


Tras la batalla entre Demogorgo y Set, la situación de los Dioses Arcanos quedó de la siguiente manera. Todos los Dioses Arcanos estaban atrapados en una dimensión adyacente a excepción de cuatro de ellos, Gea, Set, Oshtur y Ch'thon, los cuales crearon unos reinos místicos acordes a sus personalidades, así, Oshtur creó un plano astral, Gea el reino de Avalon casi idílico mientras que Set y Ch'thon creaban reinos mas oscuros (la dimensión de Set y la dimensión de Ch'thon). 

Precisamente estos dos Dioses Arcanos intentaron regresar a la Tierra en varias ocasiones, las últimas en tiempos recientes, el dios del caos uso la Corona de la Serpiente para atravesar las barreras en dirección a la Tierra, el último de estos intentos desembocó en la crisis conocida como Atlantis Ataca, por su parte Chthon, cuya esencia se encontraba en el Darkhold, aprovechó el ansia de saber arcano de algunos humanos para tentarlos para que abrieran el portal a la Tierra, uno de estos intentos fue abortado por Morgana LeFay y los Caballeros de Wundagore mientras que los dos siguientes, que terminaron con la posesión de un mutante por parte del Dios Arcano, terminó con la derrota de este por parte de diferentes grupos de Vengadores. Oshtur por su parte se convertía en protector del reino místico uniéndose a Agamotto y Hoggoth formando la trinidad conocida como los Vishanti.

Pero fue sin duda Gea quien mayor influencia tuvo sobre la Tierra, además de convertirse en protectora de los seres vivos del planeta, se unió a una encarnación de Demogorgo para dar vida a una nueva generación de dioses que formarían los diferentes panteones de la Tierra.

Por su parte, los Dioses Arcanos atrapados en el Limbo (o una dimensión adyacente), entraron en contacto con Belasco, un hechicero y experto en magia negra del Siglo XIII, que hizo un trato con ellos, él les posibilitaría el cruzar las barreras dimensionales entre su cosmos y la Tierra mediante un hechizo realizado en el Amuleto de Sangre, que se activaría con las místicas Piedras de Sangre, y a cambio los Dioses Antiguos le concederían enormes poderes místicos y la inmortalidad. 

Los Dioses Antiguos también lo escogieron para ser padre de una nueva raza de demonios, y para ello lo transformaron parcialmente en Demonio, dándole cuernos y rabo entre otros rasgos, hay un relato emitido por el propio Belasco y que no ha sido confirmado, en le que se afirma que Belasco secuestró Beatrice, esposa de Dante, a la que escogió para ser la madre de la nueva raza de demonios, buscando a su mujer, Dante encontró al hechicero y se produjo un enfrentamiento entre este y Dante que terminó con la derrota de Belasco y la huida de Beatrice y Dante, huida durante la cual el medallón se perdió.

Siglos mas tarde, Belasco recuperó el medallón que le permitiría traer a los Dioses Antiguos a la Tierra, tomó el control mental de Shanna O'Hara con la intención de convertirla en madre de su nueva raza demoníaca, y tras colocar la quinta piedra en su lugar, comenzó a recitar el hechizo. Pero justo cuando los Dioses Arcanos estaban a punto de emerger a través de una brecha interdimensional, el amante de Shanna, Ka-Zar, intervino arrebatándole al hechicero el medallón, y arrojándolo a la lava del volcán. La brecha se cerró, atrapando de nuevo a los Dioses Antiguos. 

Estos en venganza, destruyeron aparentemente a Belasco, aunque en realidad lo aprisionaron en la dimensión conocida como el Limbo, sin embargo aún en su derrota, Belasco preparó un plan de contingencia para regresar a la Tierra mediante un anillo que contenía la última Piedra de Sangre que le permitiría regresar a Pangea .

El tiempo transcurre en el Limbo a distinta velocidad que en la Tierra, mientras en el primero pasan años, en la segunda pueden haber pasado solo meros instantes. Por ello es muy difícil determinar cuanto tiempo permaneció allí Belasco. El hecho es que tras un tiempo, Belasco se convirtió en el amo absoluto del reino, y se enfrentó y venció a la Patrulla X de una tierra alternativa.

Tiempo después Belasco secuestró a Illyana Rasputin, la hermana menor de Coloso, que solo contaba con ocho años. Coloso, acompañado del resto de la Patrulla X, viajó hasta el Limbo para rescatar a su hermana, y allí hubieron de combatir contra los demonios al servicio de Belasco. 

Finalmente, ayudados por la Tormenta que pertenecía a la Patrulla de la otra tierra, lograron escapar del Limbo a través de unos portales temporales. Sin embargo, Belasco capturó a Illyana cuando la Patrulla estaba regresando a la Tierra. Por medios místicos, Belasco infundió parte de su maldad en la niña, lo que le otorgó cierto control sobre ella, al tiempo que a la niña le dotaba de un gran poder místico. 


Illyana se convirtió en discípula de Belasco, que planeaba utilizarla para completar el Amuleto de Sangre y liberar de su prisión a los Dioses Arcanos una vez que alcanzara la madurez. Sin embargo, tras cumplir los catorce años Illyana derrotó a Belasco en combate y lo expulsó del Limbo, convirtiéndose en su nueva ama, tras esto regresó a la Tierra, pero debido a las especiales características del tiempo en el Limbo, cuando regresó habían pasado solo unos segundos desde el regreso de la Patrulla X, y se convirtió en Magik, uniéndose a los Nuevos Mutantes.

Pero Belasco había estado manipulando mágicamente los acontecimientos en Pangea para obtener su liberación, así que cuando Kazar le puso a Shanna el anillo regresó a la Tierra Salvaje. En esta ocasión pretendía convertir a Ka Zar y Shanna en demonios que serían los padres de una raza demoníaca y también pretendía encontrar a Illyana y utilizarla para traer por fin a los Dioses Arcanos a la Tierra. Sin embargo Ka-Zar le arrebató su espada a Belasco, y lo ensartó con ella mientras Shanna recitaba un encantamiento del libro de Belasco que lo hizo desaparecer junto con su espada.

En tiempos recientes, humanos que formaban parte del Proyecto Purgatorio dirigidos por el General Ulysses se instalaron en el Limbo y encontraron el Amuleto de Sangre que contenía tres de las cinco Piedras de Sangre. Los humanos, tentados por los Dioses Arcanos, planearon reunir las demás Piedras de Sangre y convocar a los Dioses Arcanos para vengarse de los demonios del Limbo que los habían acosado durante años (tiempo del Limbo). 

El plan de los Dioses Arcanos fue descubierto por Illyana Rasputin proveniente de otra dimensión en la que las entidades místicas habían triunfado, acabado con la Patrulla X, los Nuevos Mutantes y la vida en la Tierra. Decidida a evitar que en la Tierra 616 sucediera y que los seres que la habían acosado y torturado durante años triunfaran, Magik conspiró para usar a Legión, el Dios Mutante, para que acabara con los Dioses Arcanos.

Magik encabezó a los Nuevos Mutantes en un ataque contra el General Ulysses y los Niños (originariamente los bebes mutantes usados por los demonios para desencadenar Inferno) siendo derrotados y capturados, con Illyana capturada, usaron su Espada Alma para obtener de Hada (también prisionera) las dos Piedras de Sangre restantes. 

Con el Amuleto de Sangre completado, el General Ulysses convocó a los Dioses Arcanos que aparecieron en el Limbo, el humano intentó usar el artefacto místico para controlarlos pero los Dioses Arcanos acabaron con su vida y a continuación rasgaron el plano dimensional para acceder a la Tierra.


Entonces Magik liberó a Legión, el cual uso su poder para borrar a los Dioses Arcanos de la existencia y a continuación destruyó el Amuleto de Sangre, devolviendo las Piedras de Sangre (y con ellos sus pedazos de alma) a Illyana y a Hada. Con la destrucción de los Dioses Arcanos encerrados en la dimensión que les servía de prisión, únicamente Gea, Oshtur, Set y Chthon quedaban con vida.

Poderes y habilidades.

Antiguas deidades de inmenso poder. Pese a algunas alianzas puntuales, los Dioses Arcanos actúan de forma individual.


Creados por Jack Kirby / Alan Zelenetz / Robert E. Howard / Roy Thomas / Jim Starling.
Entre los años 1960-1980.

Abraxas.


Historia.

Abraxas nació durante la formación de Eternidad, tras el Big Bang. En sus comienzos, sólo fue un fragmento de Eternidad separado del cuerpo central. Pero Abraxas pronto tomó conciencia, e intentó controlar el Multiverso, y fundiendo todas las realidades en sí mismo, convertirse en Eternidad. 

Sin embargo, los planes de Abraxas se vieron frustrados en todos los universos alternativos debido a la entidad cósmica conocida como Galactus, el anticuerpo contra el cáncer de Eternidad que era Abraxas. Pero cuando Galactus murió en uno de los universos alternativos, el equilibrio entre Abraxas y el Multiverso desapareció.

Abraxas viajó por todo el Multiverso utilizando la cabeza de un Galactus como baliza para viajar a otros universos alternativos. El plan de Abraxas era viajar al universo Marvel convencional, apoderarse del Nulificador Supremo y destruir al último Galactus con él. De esta manera, Abraxas podría fundir el Multiverso en uno. Sin embargo, el plan de Abraxas amenazaba con rasgar el tejido de la realidad y destruir el Multiverso.

Para ello, Abraxas ocultó a su heraldo, Nova, en su baliza, y ésta formó parte de los 4 Fantásticos durante un tiempo. Nova acompañó a la Antorcha Humana durante su búsqueda del Nulificador Supremo. Pero cuando los Cuatro Fantásticos lograron completar la localización del Nulificador, Nova entregó el arma a Abraxas. 


Los 4 Fantásticos se enfrentaron a Abraxas, pero éste se defendió con sus Novángeles (un comando de Novas de dimensiones alternativas) y por sí mismo. Como última esperanza, Franklin Richards utilizó sus poderes para llamar a Galactus. Cuando éste apareció, Abraxas usó el Nulificador Supremo contra él. 

Sin embargo, Galactus mostró ser inmune a los efectos del Nulificador, y éste cayó en manos de Reed Richards. Reed usó el Nulificador para destruir el Multiverso, volviendo al momento del Big Bang, e impidiendo que Abraxas naciera.

Poderes y habilidades.

Tiene el poder hacer que las realidades se fundan a su paso, puede viajar por el Multiverso a voluntad, puede intercambiar las mentes de una persona por las de su contrapartida en otra realidad alternativa. Viste una toga blanca, sujeta por la mitad del broche de Uatu, el Vigilante. Es el único ente cosmico que puede viajar por el multiverso a voluntad.

Creado por Jeph Loeb / Kevin Maguire.
Año 2001.

Lord Order / Master Order / El amo del orden.


Historia.

El Amo del Orden es una entidad cósmica, al igual que Infinito o el Señor del Caos, que carece de representación física debido al concepto abstracto que representa. Esta entidad cósmica, de origen desconocido, personifica el principio del orden, inmutabilidad y uniformidad. La primera aparición de esta entidad cósmica, junto a su "hermano", el Señor del Caos, tuvo lugar durante el final de la guerra que enfrentó a los héroes terrestres, los Vengadores contra Thanos. 

El titán loco, adorador de la Muerte, buscaba la destrucción de los seres vivos del Universo como ofrenda a su amada, y por ello intentó en dos ocasiones acabar con toda vida en el Universo. El primer intento fue abortado por los Vengadores y sus aliados, aunque el coste fue la muerte de Adam Warlock.

Tras fracasar su plan, Thanos lanzó un contraataque que le permitió capturar a sus enemigos, lo que le dejaba manos libres para seguir sus planes. El Amo del Orden y el Señor del Caos, influyeron en los sueños de otro héroe terrestre, Spiderman, para que acudiera al espacio para unirse a la guerra contra Thanos. 

Spiderman, tras recurrir a la ayuda y los recursos de la Cosa, de los 4 Fantásticos, marchó al espacio, y ambos lucharon con Thanos. La Cosa fue derrotada, pero Spiderman logró huir e internarse en la nave de Thanos. Influenciado por el Amo del Orden, Spiderman logró liberar el alma de Warlock de la gema Alma, lo que permitió a este unirse a la batalla final contra el Titán loco, acabando con su vida.

La extensión del poder del Amo del Orden es desconocida, así como su ámbito de influencia. Al parecer, la intención del Amo del Orden y su "hermano", el Señor del Caos, es mantener un equilibrio en la balanza entre ambos. Al parecer, de acuerdo con la física, la energía y la materia en el Universo, sucumbirían a la entropía si el Amo del Orden dominara sobre el Caos. 

El poder del Amo del Orden no ha podido ser mesurado, se le pone en el mismo nivel que entidades como Kronos, la Muerte o el Intermediador. Junto a varios de estas entidades cósmicas, conspiraron cuando un poder mayor que el suyo, en la figura del Todopoderoso (más tarde conocido como Kubik) se manifestó en nuestro Universo. 

Cuando Kubik, en su afán de explorar la sensación de deseo que experimentaba el ser humano, acabó con la Muerte, el Amo del Orden se reunió a otras entidades, para intentar "persuadir" al Todopoderoso de que devolviera la Muerte a este Universo, solo la intervención del Hombre Molécula, amigo del Todopoderoso, acabó convenciéndole.

Tras la desaparición de Kubik, una vieja amenaza en la figura de Thanos, volvió a amenazar al Universo. El Titán, tras ser resucitado por la Muerte, logró hacerse con el control del Guantelete del Infinito, obteniendo un poder casi ilimitado. El Amo del Orden, el Señor del Caos, la Muerte, los Celestiales y otros seres cósmicos, se enfrentaron a Thanos, pero fueron derrotados por este, y cuando Nébula le arrebató el Guantelete, de nuevo el Amo del Orden y sus compañeros volvieron al ataque, pero solo la intervención de los héroes terrestres salvó al Universo. 

La crisis acabó cuando Warlock se hizo con el control del Guantelete, pero el Amo del Orden y el Señor del Caos, pese a haber apoyado a Warlock en su lucha contra Thanos desde el principio, se unieron a sus camaradas cósmicos, para obligar a Warlock a renunciar a la divinidad.


El Amo del Orden siguió interviniendo en diferentes acontecimientos de talla cósmica, como cuando intervino para parar la lucha entre Estela Plateada y el Intermediador, o cuando acudió al funeral por Eón, otra entidad cósmica.

Cuando Thanos absorbió el poder del Corazón del Universo una omnipoderosa fuente de poder adorada por la Órden Celestial, el Amo del Orden y el Señor del Caos formaron parte de la entidades cósmicas que intentaron frenar la omniscencia de Thanos. Cuando no pudieron obligar a Thanos que renunciara a su poder, las entidades cósmicas lo atacaron causando un cataclismo universal que desencadenó la destrucción de Universo. Más tarde, Warlock convenció a Thanos para que restaurara el Universo

Poderes y habilidades.

El Amo del Orden carece de cuerpo físico, por tanto carece de fuerza física debido a que es un ser cósmico con poderes que le igualan a los Celestiales, el Vigilante o Kronos.

Creado por Jim Starlin.
Año 1977.

Entropy / Entropía.


Historia.

Hace millones de años, con la creación de Eternidad, también fue creado Entropía. Mientras el propósito de Eternidad era crear, el de Entropía era destruir. Entropía hizo enloquecer al Capitán Marvel, para que así se convirtiera en su aliado. Cuando Rick Jones buscó a un gurú que podría haber curado a Genis de su locura, Entropía le destruyó. Después, Entropía se manifestó directamente, junto con Epifanía a Genis, mostrándole su proyecto de destruir a Eternidad. Genis aceptó sin dudarlo. 

Tras destruir a Eternidad, la finalidad de Entropía se desvaneció. Rick Jones le sugirió que creara algo. Aunque crear no estaba dentro de la naturaleza de Entropía, lo intentó. Al hacerlo, se convirtió en Eternidad, volviendo a dejar el universo tal como era antes de destruirlo.

Poderes y habilidades.

Toma una forma semejante a quien le observa para que le vean en términos que le permitan comprenderle. Posee mayor poder que la mayoría de seres cósmicos. Virtualmente podía hacer cualquier cosa, pero Eternidad le impedía destruir el universo, hasta que no se alió con el Capitán Marvel, no pudo destruir a Eternidad

Creado por Peter David / Chris Cross.
Año 1999.

Firelord / El señor del fuego.


Historia.

Pyreus Kril servía como primer oficial en una nave de exploración xandariana cuando su comandante, Gabriel Lan, fue repentinamente abducido por un rayo teleportador. Jurando rescatar a su comandante y amigo, kril asumió el mando de la nave y se dispuso a perseguir a la gigantesca nave que había generado el rayo. Kril supo posteriormente que la nave pertenecía a Galactus, El Devorador de Mundos, que había estado buscando un nuevo heraldo, ya que su primer heraldo, Estela Plateada, le había traicionado, y había encontrado un candidato digno en Gabriel Lan. Usando su poder cósmico, Galactus, transformó a Lan en El Caminante Aéreo.

Durante años, Lan sirvió fielmente a Galactus mientras su ex-camarada Kril seguía el rastro de destrucción de Galactus. Cuando Galactus fue atacado por una poderosa raza llamada los Ovoides, El Caminante Aéreo fue asesinado defendiendo a su señor. Galactus transfirió la semi-extinguida chispa de vida de su heraldo a una réplica robótica, pero el robot no satisfacía al Devorador de Mundos como lo hiciera su leal heraldo. 

Entonces envió al autómata a La Tierra a que reclamara a Estela para que se reincorporara al servicio activo. Estela se negó, destruyendo al autómata en el proceso. Galactus abandonó la Tierra sin Estela Plateada y continuó su búsqueda de heraldos, decidido a no repetir la experiencia con el Caminante Aéreo. Fue entonces cuando Kril dio con él. Fue transportado a la nave del Devorador de Mundos, donde exigió la liberación de su antiguo comandante. 

Galactus fue impresionado por la determinación del xandariano y le prometió que si se convertía en su nuevo heraldo le revelaría el destino de su amigo. Kril aceptó y fue convertido en el Señor del Fuego por el poder de Galactus. El Señor del Fuego viajó a la Tierra por primera vez enviado por su amo para que fuera en busca de Thor y Hércules para que les ayudaran a derrotar a Ego, el Planeta Viviente que había enloquecido. 

Los tres héroes, con la ayuda del Devorador de Mundos, se enfrentaron al poderoso Arcano del Universo, al que consiguieron derrotar cuando Galactus le colocó una enorme unidad propulsora en su polo sur. El Señor del Fuego siguió sirviendo a Galactus hasta que Thor le propuso liberarle de sus obligaciones como heraldo entregándole la armadura del Destructor como pago.

El Señor del Fuego permaneció en la Tierra, aunque no estaba aprisionado en ella como Estela Plateada. Cuando el Caminante Aéreo se autorreparó a consecuencia de la manipulación de sus restos por el Forjador de Máquinas, Gabriel buscó a Estela Plateada para vengarse de su anterior derrota. 

En lugar de Estela Plateada se encontró con Thor, el cual dañó de forma aparentemente irreparable al autómata. El Señor del Fuego recogió sus restos y partió hacia el espacio, enterrando a su amigo en un asteroide del Sistema Trania, cerca de Xandar, iluminando la tumba con una llama cósmica que ardería eternamente.

De nuevo vagando por el espacio decidió retornar a Xandar, su planeta natal, solo para descubrir que había sido destruido por Nébula. Para vengarse se unió a Starfox quien también la estaba buscando. Finalmente Nébula fue derrotada con la ayuda de los Vengadores.


Algún tiempo después se unió a los antiguos heraldos de Galactus, incluida una réplica del Caminante Aéreo creada para detener al nuevo heraldo: el letal y psicópata Morg. Después de la derrota y muerte aparente de Morg, el Señor del Fuego decidió servir de nuevo a Galactus para tener acceso a sus máquinas y reparar así el cuerpo dañado durante la lucha del Caminante Aéreo. El Señor del Fuego fue liberado de sus servicios cuando se completó la resurrección de Morg en los tanques curativos ocultos de la nave de Galactus.

Más recientemente, el Señor del Fuego se enfrentó a la Oleada Aniquiladora, el ejército con el que Annihilus irrumpió a nuestro universo desde la Zona Negativa. Tras la derrota de Annihilus, el Señor del Fuego busca venganza contra los Centuriones (soldados de élite de Annihilus) por la destrucción del Cuerpo Nova, último remanente de su raza xandariana, y otros crímenes de guerra.

Poderes y habilidades.

Fuerza sobrehumana nivel 50, al igual que los restantes Heraldos de Galactus, el Señor del Fuego posee la habilidad de manipular la energía cósmica pero en forma de fuego estelar, haciendo a este ser el equivalente de una estrella en miniatura, y le permite proyectar cualquier tipo de energía que estas puedan proyectar (calor, luz, gravedad, ondas de radio y partículas cargadas). 

También tiene la capacidad de volar a velocidades cercanas a la de la luz a través del espacio interestelar e incluso entrar en el hiperespacio. Además posee una invulnerabilidad física casi total, su agilidad y reflejos son superiores a los humanos y posee una resistencia y vitalidad de nivel divino. Una inteligencia por encima de la media y su entrenamiento en combate por los Cuerpos Nova de Xandar.

El Señor del Fuego suele portar un bastón de un metro y medio de largo que usa como punto focal cuando proyecta su energía cósmica, estando los extremos del citado bastón siempre coronados por las llamas cósmicas que su portador genera.

Creado por Gerry Conway / John Buscema.
Año 1974.

Nebula.


Historia.

El pasado de la mercenaria conocida como Nébula es una incógnita, si nos atenemos a sus propias palabras, su abuelo es el titán conocido como Thanos, y su bisabuelo Mentor, es por tanto lógico pensar que su madre era alguna hija de Thanos, aunque no se tiene constancia de la existencia de dicha mujer. 

El propio Thanos ha negado repetidas veces ser su abuelo y haber tenido contacto con cualquier mujer que pudiese ser su abuela. Al parecer, el padre de Nébula la maltrataba, y cuando tuvo una edad suficiente, Nébula lo asesinó. Según otra versión, Nébula no mató a su padre, sino que era el conquistador Zorr, que murió combatiendo a Nova. Se desconoce la verdad, y puede que todo esto sean fabricaciones de Nébula.

La primera aparición confirmada de Nébula, fue cuando al mando de un ejército de mercenarios, y al servicio de un gobernador skrull que pretendía asumir el control del tambaleante Imperio Skrull, tomó el control de la antigua nave fortaleza de Thanos, Santuario II, sacándola de su órbita de la Luna, y trasportándola al otro lado de la galaxia. 

A bordo de la nave se encontró a la vengadora conocida como la Capitana Marvel, a la que ofreció unirse a su banda, la vengadora pidió un tiempo para pensar, pretendiendo ganar tiempo para traicionar a Nébula y avisar a sus compañeros Vengadores de que habían robado el Santuario II. Nébula le ordenó que descendiera a una base militar de los skrulls, y que usara su poder para desactivar sus defensas, la Capitana Marvel entró en la base skrull, y mandó un aviso por radio a los Vengadores para que la ayudaran. 

Nébula oyó el mensaje de la Capitana Marvel, y lanzó una bomba de antimateria sobre la base skrull, la Capitana Marvel destruyó la bomba, y logró huir junto con la mayoría de las tropas skrulls. Mientras, Nébula asesinó al skrull que les había contratado, y al mando del Santuario II planeaba formar un Imperio bajo su mando, acabando con todos aquellos que se le opusieran. 

En su intento de crear un Imperio, diezmó algunos mundos, como por ejemplo el planeta Xandar. Mientras, los Vengadores junto con el Señor del Fuego, y a bordo de una nave facilitada por Starfox, cruzaron la galaxia, y se reunieron con la Capitana Marvel y los skrulls, y se lanzaron contra el Santuario II, mientras que Nébula y sus mercenarios se defendían. Gracias a la ayuda de los Vengadores, los skrulls lograron finalmente entrar en la nave de Nébula, mientras que Starfox, el hermano de Thanos, y el que mejor conocía la nave, marchó hasta los hangares, donde estaba Nébula. 

Allí, tras luchar contra ella y a sus hombres de confianza, logró derrotarla. Fue entonces cuando Nébula afirmó ser la nieta de Thanos, la afirmación dejó a Starfox tan perplejo, que pudo ser atacado a traición por uno de los hombres de Nébula, sin embargo, cuando esta iba a matarlo, la aparición del Todopoderoso, que pretendía ayudar a los Vengadores y expulsó a Nébula de la galaxia, lo impidió.


Su siguiente aparición, tuvo lugar cuando el Doctor Harkers inventó un compresor atómico. Nébula lo supo, y disfrazada de Miss Peale, presidenta de Industrias Polydyne visitó al doctor, con la excusa de financiar su proyecto, pero con el objeto de robárselo, sin embargo, este plan fue abortado por los Vengadores acompañados de Spiderman, que más tarde hubieron de combatir de nuevo a Nébula, que había logrado arrebatarle al Extraño la Unión Infinita, y había absorbido su poder, finalmente, gracias a los poderes de Sersi, los Vengadores lograron derrotar a Nébula, aunque esta logró finalmente escapar.

Más tarde, cuando su "abuelo" Thanos logró reunir las seis gemas del Infinito, obteniendo así el Guantelete del Infinito, que le daba un poder casi ilimitado, Nébula fue secuestrada por el propio Thanos, que la transformó en una criatura grotesca, con los miembros destrozados, la carne derretida, y el cerebro medio roto. Sin embargo, aun en este estado, Nébula logró quitarle el guantelete y pasó a ser ella la poseedora de ese poder casi ilimitado, poder que utilizó sanar su cuerpo, y expulsar a Thanos al espacio exterior. 

Pero la obtención de un poder tan grande, llamó la atención de las entidades omnipotentes del Universo, que se unieron para combatir a Nébula. Finalmente fue la intervención de Adam Warlock quien le arrebató a Nébula el Guantelete, y con él, el poder supremo. Tras esto, Nébula fue entregada en custodia a Starfox, que la llevó presa a una prisión en Titán, la luna de Saturno.

En la prisión, Nébula tuvo un enfrentamiento con el Señor del Fuego, que terminó con Nébula en un estado casi vegetativo. Uno de los miembros de su tripulación, Gaetar, rescató el cuerpo de Nébula de la prisión, y la llevó al doctor Mandibus que para sanar su mente y cuerpo la convirtió en un ciborg. 

Una vez recuperada, Nébula intentó liberar a su antigua tripulación, que se hallaba presa en la prisión espacial de Anvil, sin embargo la intervención de Estela Plateada y la Sota de Corazones abortó el plan, que acabó con la muerte de toda la tripulación de Nébula, y con esta obligada a huir. Más tarde volvió a enfrentarse a Estela Plateada y a Legado y a Nova, para vengar la muerte de su supuesto padre. 

Más recientemente, Nébula ha aparecido, por razones desconocidas, formando parte de "las Gracias", un grupo de féminas guerreras seguidoras de Gamora. Así, luchó contra Ronan el Acusador junto a Stellaris, pero éste venció a ambas, hiriendo gravemente a Nébula; se desconoce su estado o paradero actual.

Poderes y habilidades.

Recientemente, Nébula fue sometida a una operación por el Doctor Mandibus, para que restaurara su dañada mente, esta operación afectó a la parte izquierda de su cuerpo, que obligó a sustituir su ojo, su brazo y parte de su cráneo, por partes artificiales. Nébula tenía la misma fuerza de una mujer atlética de su edad, peso y constitución física, en su forma de ciborg se desconoce, pero se estima superior a la que poseía anteriormente.


Durante un breve espacio de tiempo, Nébula poseyó poderes sobrehumanos de alto nivel, en la primera ocasión, tras absorber la Unión Infinita, que le colocó en un nivel de energía similar al del Extraño. En una segunda ocasión, se hizo más poderosa todavía, logrando el control sobre el Guantelete del Infinito, que le dio control sobre las gemas que controlaban el tiempo, la mente, el alma, la realidad, la energía, alcanzando un poder casi ilimitado.

Nébula suele usar unos guantes que lanzan rayos de fuerza de una energía desconocida, estos rayos tienen una potencia tal que le permiten incinerar a una persona tras un impacto directo Nébula ha utilizado armamento especial en ocasiones, como cuando consiguió la Unión Infinita, o el Guantelete del Infinito. En el traje lleva algún tipo de dispositivos que le permiten alterar su forma física, para crear una ilusión que le permite alterar su ropa y aspecto, en el traje puede incluir una mochila o unos jets para volar.

Creado por Roger Stern / John Buscema.
Año 1985.

10 ago. 2014

Arishem the judge / Arishem el juez [Celestial].


Historia.

Se sabe muy poco del Celestial conocido como Arishem. Pertenece a la raza de los Celestiales, unos viajeros de las estrellas que viajan por todo el Universo realizando experimentos genéticos, y después estudiando el resultado de los mismos, juzgando si son dignos de sobrevivir o no. Al igual que el resto de los Celestiales, Arishem ha visitado la Tierra en al menos cuatro ocasiones, y ha sido el Celestial que más contacto ha tenido con el planeta Tierra.

De Arishem se sabe que ha participado en la concepción de nuevas formas de vida para destruir los mundos que considera indignos, como fue el caso de la raza conocida como la Cofradía, y que ha participado en numerosos experimentos genéticos entre los que podrían contarse la creación de dos subespecies evolucionadas a partir de la humanidad, como son los Desviantes y los Eternos.

Arishem estaba presente con la Tercera Hueste que visitó la Tierra para juzgar si era digna de sobrevivir. Arishem trató con los distintos panteones de dioses terrestres, obligándoles a permanecer apartados de los asuntos de la raza humana. La presencia de Arishem como miembro de la Cuarta Hueste, en su papel de juez de la raza humana, fue vital para la supervivencia de la Tierra. 

Mostrándose a los humanos al inicio de su juicio de cincuenta años, dio pie a la posterior intervención de Thor, y a la posterior lucha contra el Destructor, imbuido con la fuerza vital de todos los Asgardianos. Este enfrentamiento fue una de las causas que aceleraron el juicio de los Celestiales, y que se juzgase a la Tierra digna de sobrevivir.

Se desconoce si el paso de Arishem de manipulador genético a juez forma parte de un alguna clase de ascenso en el escalafón jerárquico de los Celestiales, pero la cuestión es que desde entonces ha sido Arishem quién ha representado a su raza en asuntos que afectaban al orden cósmico, como cuando se unió a las demás entidades místicas para combatir la amenaza de Thanos, portador del Guantelete del Infinito.


Además de la Tierra, Arishem ha visitado también otros mundos para juzgar si eran o no dignos. Se tiene constancia de al menos dos estos mundos, en el primero de ellos, el planeta llamado Pangoria, un planeta que servía de hogar a piratas y asesinos espaciales, hubo de enfrentarse de nuevo a Thor, que había sido transportado a dicho planeta por accidente. 

Después del juicio de 50 años, Arishem había juzgado Pangoria indigna de continuar viviendo, y había emitido su juicio desfavorable. Intentando impedir la destrucción del planeta, Thor desplegó todo su potencial contra el Celestial, pero todo fue inútil, y Thor no pudo evitar la llegada de Exitar el Exterminador. Finalmente, a pesar de los esfuerzos de Thor, Exitar, siguiendo las instrucciones de Arishem, purificó el planeta de aquellos que consideraba indignos, perdonando la vida a los dignos, y convirtiendo en un paraíso el planeta.

El segundo planeta que Arishem juzgó, fue un planeta donde las dos facciones rivales luchaban en una sangrienta guerra civil. En este planeta se encontraban de manera accidental Factor-X, que después de superar visicitudes, lograron aunar a los habitantes del planeta en un esfuerzo común para hacer frente a los Celestiales. Unidos bajo el poder de Fénix, los habitantes del planeta y Factor-X atacaron a Arishem, que viendo que las dos facciones habían conseguido superar sus diferencias para hacerles frente, los consideró finalmente dignos de sobrevivir.

Arishem también Arishem estaba también presente en la continuación de la guerra entre Vigilantes y Celestiales. El duplicado genético de Susan Richards, fue el encargado de explicarle a la Mujer Invisible la guerra que habían mantenido durante miles de años los Celestiales contra los Vigilantes, que habían reunido su poder en un ser conocido como Uno, para intentar acelerar el Big Crunch, un cataclismo cósmico similar al Big Bang. 

Susan Richards se encontró a su duplicado genético cuando acompañada por la Antorcha Humana, Nathan Richards, Lyja y Devos entraron en el interior de Exitar el Exterminador, y gracias a la ayuda de sus compañeros logró llegar hasta el cerebro de Exitar. Allí fue donde el Celestial creó su duplicado genético y le explicó las razones de la batalla. 

Susan Richards, después de que Arishem juzgara a Uno indigno de sobrevivir, y que Exitar matara a Uno, decidió que debía mantener el equilibrio cósmico, y destruyó el cerebro de Exitar obligándole a abandonar este plano de la existencia, y aplazando la consecución de la guerra entre Celestiales y Vigilantes varios miles de años.

Aunque su actuación fue de menor importancia, es de suponer que Arishem estuviera presente en otras actuaciones de los Celestiales, como el nacimiento de un Celestial en la Galaxia Negra, o como una de sus compañeros se sumía en un sueño eterno para estudiar una dimensión de bolsillo creada por Franklin Richards.


Arishem formó parte del grupo de entidades cósmicas que se reunieron para tramar contra Thanos, que se había hecho con el poder absoluto del Corazón del Universo venerado por la Orden Celestial. Durante esta reunión, además de Arishem, estuvo presente toda la raza Celestial.

Poderes y habilidades.

Se supone que, pese a su inmenso tamaño, Arishem y sus compañeros Celestiales tienen forma humanoide. Al menos es la forma que reviste el aspecto externo de su traje, no sabiéndose lo que hay debajo de este. Las runas grabadas en el pulgar de su mano derecha contienen la fórmula para la destrucción del mundo que se está juzgando. 

Como todos los miembros de los Celestiales Arishem es uno de los seres mas poderosos del Universo, su raza ha demostrado tener poderes mentales, grandes poderes energéticos, poder suficiente para abrir y cerrar portales dimensionales. Los Celestiales han mostrado la habilidad para estar en dos lugares al mismo tiempo, ya que en los 50 años de tiempo en que se supone que Arishem estaba juzgando la Tierra también estaba juzgando por lo menos a otros dos planetas. 

Se ignora si tienen la capacidad para teleportarse debido al hecho de que viajan en su nave nodriza. Al igual que el resto de los Celestiales viaja en una nave de tamaño similar al de la Luna.

Creado por Jack Kirby.
Año 1976.

Aleta Ogord / Aleta.


Historia.

Aleta era la hija del militar de los Cosechadores de Arcturus, el general Ogord. Su vida transcurrió normal con su madre, Salaan, hasta que su padre trajo un niño aparentemente humano encontrado en los territorios mutantes de Arcturus, un mundo guerrero dedicado a la invasión y saqueo de otros mundos. El niño fue llamado Stakar y se convirtió en el compañero de juegos de Aleta. Con el paso de los años Aleta centró su atención en su entrenamiento militar mientras que Stakar, más calmado y reflexivo se concentraba en estudiar la historia de Arturo.

En una ocasión Aleta siguió a Stakar a unas ruinas, prohibidas por su padre. Allí ambos descubrieron numerosos objetos misteriosos como la estatua del Dios Halcón (en realidad el verdadero Dios Halcón, transformado en estatua como castigo siglos antes) o un casco de ondas cerebrales. 

Cuando Aleta descubrió que su padre y una patrulla de hombres les buscaban arrojó es casco al suelo, siendo su esencia vital absorbida por el casco y trasladada al Dios Halcón. Stakar la siguió, pues Aleta había enloquecido y, cuando la esencia vital de Stakar entró en la estatua, ambos seres se fusionaron convirtiéndose en Halcón Estelar, un ser con dos personalidades. Bien podía ser Stakar o Aleta. Ogord le intentó convencer de que se quedase con el pero Halcón huyó.

Las propiedades especiales de la existencia compartida de Halcón Estelar, así como sus poderes lumínicos, permitieron a la pareja coexistir durante mil años, así como tener tres hijos reales, que dejaban en un asteroide mientras era Halcón Estelar y volvía a cuidarlos cuando cambiaba a Aleta. Además, mientras Stakar era Halcón Estelar, podía predecir ampliamente el presente y el futuro, siendo "El-Que-Sabe" (en realidad gracias a un bucle temporal)

Halcón Estelar manipuló los eventos que causaron la creación de los Guardianes de la Galaxia. Halcón Estelar se apareció a los Guardianes de la Galaxia y a los Defensores cuando éstos estaban ayudándoles a expulsar a los Badoon de la Tierra del siglo XXXI. Finalmente, lograron liberar la Tierra de los conquistadores Badoon, y los Guardianes de la 

Galaxia decidieron explorar la galaxia para salvaguardar la libertad allí donde fueran. Halcón Estelar les ayudó en otras ocasiones, como cuando Ogord secuestró a los hijos de Aleta y Stakar, volviéndolos contra sus padres. Los niños murieron durante la batalla. A partir de entonces, Aleta desarrollo un odio psicótico hacia Stakar, culpándole completamente de la muerte de sus hijos.

Más tarde Halcón Estelar y el resto de los Guardianes lucharon contra el criminal cyborg Korvac y sus secuaces con la ayuda de Thor. Cuando Korvac huyó hacia el siglo XX, los Guardianes de la Galaxia le siguieron. Una vez en el pasado, Halcón Estelar, con la forma de Aleta, se acerco a Korvac, ahora convertido en el omnipotente Enemigo. Michael, el Enemigo, reconoció a Halcón Estelar, y lo derrotó, quitándole la memoria de lo sucedido. Poco después, los Guardianes se encontraron con los Vengadores y, juntos, lucharon contra el Enemigo. Halcón Estelar y el resto de sus compañeros murieron en el combate, pero fueron revividos por Korvac antes de morir él.

Aleta volvió a salir a la luz cuando Halcón Estelar lucho contra Kismet, por aquel entonces Ella. Una vez calmados los ánimos, Aleta ayudó a Ella, Dragón Lunar y la Cosa a encontrar la Contra-Tierra y el cuerpo de Adam Warlock.

Los Guardianes de la Galaxia permanecieron un tiempo en el siglo XX alojados en la Mansión de los Vengadores obteniendo de esta forma una autorización oficial del gobierno para permanecer allí. Gracias a ello obtuvieron la pertenencia honorífica a los Vengadores. Mientras estaban allí, Vance Astro cambió la historia al hablar con su yo pasado, haciendo que el presente divergiera del futuro del que ellos procedían (aunque otras pruebas sugieren que el presente ya había divergido anteriormente). 

Los Guardianes volverían al siglo XX no mucho después, mientras perseguían por el tiempo el poder que antiguamente tenia Korvac. Debido a la importante aportación que Aleta hizo al grupo al detener a la última encarnación de Korvac, y a que Aleta cada vez se mostraba como una entidad aparte de Halcón Estelar, fue nombrada miembro de los Guardianes de la Galaxia.


Tras esto, Yondu encontró en uno de sus libros sagrados una imagen del legendario escudo del Capitán América, y Vance convenció a los Guardianes para que se embarcaran en la búsqueda del escudo siguiendo lo que decia el texto. Durante la busqueda, se ganaron la enemistad de la raza conquistadora de los Stark, basada en la tecnología del héroe del siglo XX, el Hombre de Hierro. 

Durante la batalla contra los Stark, Halcón Estelar recibió una descarga de energía en el momento en el que hacia la transformación a Aleta, que logro separar a ambas entidades. Aleta, ahora una entidad independiente, rechazo completamente a Halcón Estelar, frustrado al no haber previsto la variable.

Finalmente, los Guardianes encontraron el escudo en un mundo controlado por un Ordenador Principal, que obligó a los Guardianes a enfrentarse a un grupo rival, Fuerza, por el control del escudo. Aleta se enfrento al kree 85, aunque su verdadera prueba fue el perdonar a Halcón Estelar, prueba que no pasó. Aún así, los Guardianes consiguieron el escudo, que Vance Astro se quedó. Este y Aleta comenzaron una relación sentimental, y acabaron prometiéndose, debido a las costumbres arcaicas de Astro. Mientras tanto, Aleta tuvo su primer encuentro con la demonio Malevolencia, y ayudó a salvar Asilo de su tirana Rencor, y a derrotar a Destrucción.

Cuando los Guardianes de la Galaxia entraron en conflicto con la Iglesia de la Instrumentalidad, pronto se dieron cuenta de que la clave de acabar con la Iglesia sería controlar a su joven dios, el Protegido. Por tanto, Aleta se inscribió en el torneo para elegir a la matrona del Protegido, lo que le llevó a un nuevo enfrentamiento con Malevolencia. Aleta llevaba las de ganar, ya que el Protegido había reavivado los instintos maternales que perdió con sus hijos, cuando Halcón Estelar, gravemente herido tras un combate con el Espíritu de la Venganza, absorbió en su cuerpo nuevamente a Aleta, en contra de su voluntad. Halcón fue expulsado de los Guardianes, y evolucionó en una nueva forma oscura, controlado por el Dios Halcón, mientras Stakar y Aleta estaban atrapados dentro.

Este nuevo Halcón ayudó a los Guardianes contra Galactus, y les acompañó en el viaje al siglo XX para realizar ataque preventivo contra los Badoon, para impedir que se repitieran las masacres de su futuro alternativo. Antes de ir al mundo-trono Badoon, se encontraron con los Inhumanos, y se vieron implicados en la Guerra del Infinito, luchando contra la 6º encarnación de los Señores del Mal, y contra sus propios dobles malignos, en la Mansión de los Vengadores. 

Mientras los Guardianes de la Galaxia iban a enfrentarse a los Badoon finalmente, Halcón Estelar viajo a Arcturus, donde cerro el ciclo existencial de Stakar, mandando su mente a su cuerpo de cuando era un recien nacido, dando lugar así a una nueva iteración de su existencia. Libre de Stakar, Aleta recobró el control total sobre el cuerpo de Halcón Estelar, incluido forma, poderes, y recuerdos de vidas pasadas, convirtiéndose en "La-Que-Sabe". Aleta ayudo a los Guardianes y el Doctor Extraño contra el Capitán Universo Badoon, separándolo finalmente del Uni-Poder.

De vuelta al presente, Aleta volvió a unirse a los Guardianes, y siguió su relación con Astro, aunque más distante debido a su nuevo estatus. Los Guardianes combatieron contra amenazas como Dormammu, Rencor y los ejercitos Retox del Dr. Muerte, los Inhumanos y Loki. Durante éste último encuentro, Aleta tuvo que afrontar sus peores miedos, ayudada por Heimdall.

Tras éste encuentro, Aleta dirigió a los Guardianes a Centauri IV a buscar a Yondu, quien según ella sería importante en un futuro conflicto. Pero una vez allí, Yondu les exigió su ayuda para librar el planeta de la sacudida temporal que había sufrido, una anomalía cronológica causada por el último viaje de sus compañeros Guardianes al pasado, en el que crearon una linea temporal divergente donde los Badoon conquistaban Centauri IV siglos antes, y dicha linea divergente de algún modo se había sobreimpuesto con su linea temporal. Pero la mayor sorpresa fue cuando encontraron allí al Halcón Estelar creado por la divergencia temporal. 

Al encontrarse, ambos Halcónes Estelares lucharon, cada uno con unas intenciones distintas, hasta que su patrón, el Dios Halcón, apareció, y para que no le avergonzasen más delante del resto de entidades cósmicas, acabo uniendo sus manos para que aprendieran a convivir, y desapareció. 

No teniendo más remedio, colaboraron para viajar al pasado y destruir la divergencia, arreglando el presente de los Guardianes. De vuelta al siglo XXXI, se vieron envueltos en un conflicto entre entidades cósmicas como el Todopoderoso, el Protegido, Mefisto y Malevolencia. Pronto, el conflicto escaló, y abarcó a las entidades cósmicas más poderosas, que acabaron poniendo orden. 

Por su parte, el Dios Halcón decidió solucionar la situación, perdonando a sus protegidos y solucionando sus problemas: Ambos tendrían libre albedrío, Stakar sería el único Halcón Estelar, y Aleta sería humana, aunque mantendría sus poderes. Aleta finalmente perdonó a Halcón Estelar, que pronto se marchó a buscar a sus verdaderos padres, mientras que Aleta volvió con los Guardianes, y con el hombre que amaba, pero al estar Vance Astro de nuevo atrapado en su traje volvió a dificultar su relación, además de que el traje parecía tener vida propia.


Tras combatir de nuevo a Rencor y sus tenientes, los Guardianes de la Galaxia tuvieron que rescatar a Charlie-27 de una prisión cósmica, al haber sido implicado en un crimen que no cometió. Los Guardianes persiguieron al verdadero autor de los crímenes, Ripjak, hasta Marte, donde descubrieron que era el último "marciano" superviviente de la invasión que casi destruyó la Tierra en el siglo XX. Los Guardianes se enfrentaron a Ripjak, pero fueron derrotados, y destruyó otro planeta. 

Tras un segundo encuentro con él, descubrieron que su verdadero objetivo era detener la plaga imparable de Bubonicus, y lo que hacia era destruir los planetas ya infectados. Los Guardianes no sabían si creerle, cuando apareció el Alto Evolucionador, y les ofreció su ayuda para detener a Bubonicus. 

Astro decidió fiarse de ambos, y los tres acabaron deteniendo la plaga en el planeta Santuario. Pero cuando Astro volvió a la Icarus, descubrió que Charlie-27 y la mayoría de Guardianes se habían marchado tras la pelea, decidiendo tomarse un descanso y perseguir sus fines individuales.

Aleta, sin embargo, se quedó junto a Vance en la Icarus e investigaron el nuevo traje protector que le recubría. Al final, llegaron a la conclusión de que no era un ser vivo simbiótico como creían, ya que no tenia mente propia, simplemente reaccionaba con los impulsos inconscientes del portador.

Finalmente los Guardianes de la Galaxia se reunieron en su última misión registrada, en la que viajaban a finales del siglo XX de su realidad, para impedir la Guerra de los Mundos que casi arrasó la Tierra. 

Pero un sabotaje en su nave provoco que los Guardianes acabaran en un tiempo y espacio desconocido. Su última aparición fue, junto al resto de Guardianes de la Galaxia, en el siglo XX de la realidad principal, enfrentándose a los Nuevos Guerreros para detener las manipulaciones temporales de Advenimiento, pero dicha actuación fue borrada en el caos cronal siguiente.

El paradero actual de Aleta es, por tanto, desconocido.


Poderes y habilidades.

Cuando Aleta compartía cuerpo con Halcón Estelar, su cuerpo estaba hecho de energía pura, y podía usar sus habilidades para volar a la velocidad de la luz, manejar campos luminicos o electromagneticos, y crear energia sólida, además de poder cambiar de un forma a otra y mantener un enlace mental entre ambas entidades. 

En el pasado tambien ha poseído los recuerdos acumulados de Halcón Estelar como "El-Que-Sabe". Como entidad independiente de Halcón Estelar, Aleta sólo tiene el poder de manipular la energía luminosa creando campos de fuerza que maneja y conforma como desea, también emplea su poder luminoso para poder volar, creando unos discos luminosos sobre los que viaja. Aleta actualmente es humana. Debido a su formación como soldado es una combatiente experta.

Creado por Steve Gerber / Sal Buscema / Vince Colletta.
Año 1975.

Yondu.


Historia.

Yondu es un miembro de la tribu Zatoan de Centauri IV y el único miembro de su tribu que sobrevivió a la invasión de Alpha Centauri por los Badoon. Mientras Yondu realizaba el Haktu, el ritual de paso a la madurez de los Centaurianos, se encontró con el último colono humano que había sobrevivido a la invasión Badoon, Vance Astro, enviado 1000 años atrás a Alpha Centauri en crioestasis. 

Juntos, lucharon contra los Badoon, pero fueron finalmente capturados y llevados a la Tierra, también conquistada por los Badoon. Allí lograron escapar gracias a su ingenio y sus habilidades especiales, (y la ayuda, sin que lo supieran, del misterioso Halcón Estelar) y se encontraron con los únicos otros terrestres libres (Charlie-27 y Martinex), recién llegados de Plutón y, por equivocación iniciaron una lucha. Finalmente se dieron cuenta de que estaban del mismo lado y formaron los Guardianes de la Galaxia para luchar contra los Badoon. Después de consultar con Anthos, el dios de su planeta natal se reafirmó en unirse al grupo.

Durante la lucha contra los Badoon los Guardianes fueron ayudados por los Defensores, y otros héroes del siglo XX y por el enigmático Halcón Estelar, que terminaría uniéndose al grupo. Finalmente, lograron liberar la Tierra de los conquistadores Badoon, y los Guardianes de la Galaxia decidieron explorar la galaxia. En sus viajes, se les unió una joven mercuriana llamada Nikki y lucharon contra amenazas como el Hombre Topográfico o los Cosechadores de Arcturus.

Más tarde Yondu y el resto de los Guardianes lucharon contra el criminal cyborg Korvac y sus secuaces con la ayuda de Thor. Cuando Korvac huyó hacia el siglo XX los Guardianes de la Galaxia le siguieron. Una vez en el pasado, los Guardianes se encontraron con los Vengadores y, juntos, lucharon contra Korvac, ahora convertido en el omnipotente Enemigo. Yondu y el resto de sus compañeros murieron en el combate, pero fueron revividos por Korvac antes de morir él.

Los Guardianes de la Galaxia permanecieron un tiempo en el siglo XX tras esto, quedándose en la Mansión de los Vengadores, lo que les llevó a tener una autorización oficial del gobierno para permanecer allí, ganando el estatus de miembros honoríficos de los Vengadores. Mientras estaban allí, Vance Astro cambio la historia al hablar con su yo pasado, haciendo que el presente divergiera del futuro del que ellos procedían (aunque otras pruebas sugieren que el presente ya había divergido anteriormente). Los Guardianes volverían al siglo XX no mucho después, mientras perseguían por el tiempo el poder que antiguamente tenía Korvac.

Tras esto, Yondu encontró en uno de sus libros sagrados una imagen del legendario escudo del Capitán América, y los Guardianes se embarcaron en la búsqueda del escudo siguiendo lo que decía el texto. En la búsqueda, la fe de Yondu sufrió dos duros golpes: el primero, cuando los pacíficos habitantes de Cougar fueron masacrados por los conquistadores Stark tras un combate entre estos y los Guardianes, lo que llevo a Yondu a sentirse responsable de una masacre como la que sufrió su pueblo. 

El segundo y mas importante fue cuando descubrió que uno de los componentes de Fuerza, el grupo rival de los Guardianes en la búsqueda del escudo era una centauriana llamada Fotón. Yondu, al creer hasta entonces que el era el último de su especie, vio a Fotón como la última esperanza de supervivencia de su especie, y de reparar el ciclo roto. Pero Fotón, que había sido rechazada por su tribu cuando era niña debido a sus poderes mutantes, había rechazado completamente el ciclo y negó completamente las viejas costumbres, lo que destrozó moralmente a Yondu.

Debido a todo esto, Yondu tuvo una crisis de fe, que le llevo a volverse más salvaje y antisocial. Pese a algunos problemas, Yondu sirvió bien como Guardián contra amenazas como Rencor, Destrucción o la Iglesia de la Instrumentalidad. Precisamente cuando se enfrentaban a estos últimos, los Guardianes volvieron a encontrarse con Fuerza. 


Yondu, que había aceptado el rechazo de Fotón, se enfrentó a ella a muerte, y le rajó la garganta con un cuchillo. Interface, líder de Fuerza y padre adoptivo de Fotón, uso sus poderes de transmutación para mantener a Fotón con vida, y en venganza, desintegró la mano izquierda de Yondu. Yondu entonces se dio cuenta de que estaba actuando mal, y recobró su fe, hizo las paces con Fotón, aceptando su camino, y decidió no regenerar su mano como penitencia, transformándola en un instrumento de guerra.

Yondu siguió ejerciendo como Guardián, luchando en la Tierra contra los Castigadores, los Badoon y Rencor, hasta que el Custodio (antiguamente Estela Plateada) llegó a la Tierra, advirtiendoles de la llegada de Galactus. Pero Galactus había engañado al Custodio, y no se dirigía al Sistema Solar, sino a Alpha Centauri. 

Cuando los Guardianes se teleportaron allí, Yondu fue a parar a su mundo, Centauri IV, donde descubrió que no era el último de su especie, ya que toda una tribu había sobrevivido a la exterminación de los Badoon. Una vez los Guardianes de la Galaxia y el Custodio derrotaron a Galactus, Yondu decidió quedarse en su mundo, al ser el único hombre santo que había en la tribu y ser su responsabilidad conservar las antiguas enseñanzas de Anthos, y restaurar el ciclo de la vida de su planeta. Al estar nuevamente completo, Yondu aceptó regenerar su mano como gesto de despedida.

Tras un tiempo, el planeta fue cogido en una sacudida temporal, una anomalía cronológica causada por el viaje de sus compañeros Guardianes en el pasado, en el que crearon una linea temporal divergente donde los Badoon conquistaban Centauri IV siglos antes, y dicha linea divergente de algún modo se había sobreimpuesto con su linea temporal. 

Cuando Halcón Estelar llevo a los Guardianes a Alpha Centauri, asegurándoles que iban a necesitar a Yondu en su próxima visión, Yondu culpó a sus ex-compañeros de lo que había pasado, y se negó a ayudarles hasta que no arreglaran el problema. Halcón Estelar viajó al pasado y destruyó la divergencia, arreglando el tiempo de los Guardianes. 

Yondu aceptó acompañar a sus compañeros, indeciso sobre que sería más correcto, ejercer de hombre santo en su mundo, o patrullar la galaxia con los Guardianes. Finalmente, mientras se enfrentaba al demonio Mefisto y su hija Malevolencia, Yondu tuvo una visión que le aseguro que servía mejor a Anthos y su camino combatiendo contra el mal.

Desgraciadamente, Yondu tuvo una nueva crisis de fe, cuando, poco después, enfrentándose a los Tenientes de Rencor, uno de ellos, Escaner Mental, le mostró la posibilidad de que su dios, Anthos, fuera en realidad el dios loco, Thanos, oculto de sus enemigos, y que por tanto, Yondu había creído toda su vida a un dios malvado. 

Esto destruyó la fe de Yondu, al sembrar la duda en lo antes era una fe firme. Aún así, Yondu siguió sirviendo como Guardián, contra enemigos como Ripjak o Bubonicus, y fue junto a ellos en su última misión registrada, en la que viajaban a finales del siglo XX de su realidad, para impedir la Guerra de los Mundos que casi arrasó la Tierra. 

Pero un sabotaje en su nave provocó que los Guardianes acabaran en un tiempo y espacio desconocido. Su ultima aparicion fue, junto al resto de Guardianes de la Galaxia, en el siglo XX de la realidad principal, enfrentándose a los Nuevos Guerreros para detener las manipulaciones temporales de Advenimiento, pero dicha actuación fue borrada en el caos cronal siguiente. El paradero actual de Yondu, es, por tanto, desconocido.

Poderes y habilidades.

Algo superior a la humana, puede levantar unos 430 Kgs en condiciones ideales. Limitadas percepciones extrasensoriales místicas y la habilidad de controlar la dirección de sus flechas Yaka mediante un silbidoultrsónico. Es un maestro del tiro con su arco y flechas Yaka,que dirige mediante silbidos ultrasonicos. Su arco y flechas Yaka( metal sensible al sonido). Antiguamente usaba tambien una daga hecha de yaka.


Creado por Arnold Drake / Gene Colan.
Año 1969.

Chondu the mystic / Chondu el mistico.


Historia.

El autoproclamado maestro de las artes místicas y el yoga, Harvey Schlemerman, era un trabajador de un espectáculo que tomó el nombre artístico de Chondu el Místico y comenzó a estudiar lo oculto para mejorar su actuación. Aunque a menudo era tomado por un charlatán, lo cierto es que Harvey aprendió a abrir barreras dimensionales con el poder de la mente, además de ser capaz de lanzar con éxito varios conjuros. 

En un momento dado, un reo fugado conocido como Joe Parker se encontró con Chondu al que amenazó con una pistola, entonces Harvey usó su poder para enviar a Parker a otra dimensión, en concreto al Limbo, donde planeaba encerrarlo hasta que purgara todo el mal de su interior. No se tiene constancia que Chondu liberara nunca a Parker ni se sabe si volvió a exiliar a nadie mas a lo largo de los muchos años que pasó de un espectáculo a otro.

En cierta ocasión, Harvey respondió a un anuncio de dos científicos, el Doctor Jerrold Morgan, cuyos huesos faciales habían sido miniaturizados tras un accidente de laboratorio provocando que la piel de su cara colgara sin sujeción, y el doctor Arthur Nagan, un especialista en transplantes que había transplantado su propia cabeza al cuerpo de un enorme gorila. 

Los tres científicos encontraron un objetivo común, la dominación del planeta mediante su genio. Tomando el nombre de Hombres Cabeza, planearon lanzar su primer ataque contra la ciudad de Nueva York mediante una lluvia negra que afectaba a aquellos que estuvieran durmiendo

Buscando eliminar a cualquier posible obstáculo para sus planes, Chondu y sus aliados decidieron acabar con los Defensores, para ello capturaron al líder de los héroes y Nagan trasplantó la cabeza de Chondu al cuerpo de este, Kyle Richmond alias Halcón Nocturno, y a continuación Chondu (en el cuerpo de Richmond), marchó a la base de los Defensores para capturarlos siendo finalmente descubiero esto llevó a enfrentarse al Doctor Extraño, siendo finalmente derrotado y su mente extraída del cuerpo de Halcón Nocturno.

No fue hasta cuando Ruby se unió al grupo, que Chondu pudo recuperarse, ya que Thursday transfirió su mente a una computadora de un modo similar al que ella había utilizado para adquirir sus poders. Así, el cerebro de Chondu regresó a su cuerpo, sin embargo, no regresó a su cuerpo original, ya que sus compañeros, todos ellos atrapados en cuerpos alterados, y que no consideraban el cuerpo algo importante, sustituyeron el cuerpo de Chondu por otro de aspecto grotesco, con ocho brazos, cuerno de unicornio y lengua bífida. 

Para sus aliados, le estaban dotando de un cuerpo mas poderoso, pero el cambio fue traumático para Chondu que enloqueció. Volviendo a su plan original de dominar el mundo, planes que les llevaron por todo el mundo y a un nuevo combate contra los Defensores que acabó en una nueva captura.

Libres de nuevo, los Hombres Cabeza decidieron solucionar el problema del cuerpo de Chondu, intentando dotarle de un nuevo cuerpo clonado de otro lo mas poderoso posible. Pusieron sus miras en Hulka, pero deseando probar la fuerza de Jennifer, contrataron al Circo del Crimen para testar la fuerza de la prima de Hulk.

Sin embargo el Circo del Crimen buscaba usar a Hulka para sus propios fines, y hubo de ser Nagan quien liberara a Jen, infiltrándose en el Circo y permitiendo a la heroína escapar y capturar al Circo del Crimen. Tras fracasar su primer intento, los Hombres Cabeza contrataron a Misterio, y tras quedar satisfechos con las pruebas, procedieron a capturar a Jen y usando su tecnología para crear un clon adulto de Hulka pero sin cabeza, en la que colocaron la cabeza de Chondu, el cual, lejos de mostrarse agradecido, se puso furioso por verse atrapado en el cuerpo de una mujer. 

No tuvo tiempo a acostumbrarse a su nuevo cuerpo, ya que la llegada de Spiderman permitió liberarse a Hulka, y ambos lucharon con los Hombres Cabeza, golpeando a “Hulka” en la cabeza provocando que se desprendiera, y tras esto capturaron al resto del grupo.

Se desconoce como lograron escapar de la custodia policial, pero una vez libres, siguieron su objetivo de encontrar un nuevo cuerpo para Chondu, la pelea contra Hulka les había mostrado un nuevo candidato, Spiderman. Chondu y sus aliados Hombres Cabeza atacaron a Spiderman mientras estaba en una exposición de la escultora ciega Alicia Masters, sin embargo, el lugar no fue el mas idóneo ya que provocó la intervención de la Antorcha Humana que ayudó a Parker, y juntos lograron derrotar a los villanos.

Tiempo después, Chondu y los Hombres Cabeza, ayudaron a MODOK a escapar de su encierro en otra dimensión, esto les granjeó el apoyo de MODOK y de la organización que él lideraba, IMA, que ayudaron a los Hombres Cabeza en sus planes de dominación mundial. Los planes de los Hombres Cabeza era devolver al dios del espacio Orrgo a la Tierra, para ello, Nagan se hizo con un ídolo que permitía controlar a Orrgo, y tras localizar el lugar desde donde Orrgo volvería a la Tierra, descubrieron que para controlar al Dios completamente, debían antes acabar con la vida de aquellos que hubieran tocado el ídolo.

Los agentes de IMA localizaron y asesinaron a dos de estos inocentes, dejando solamente tres personas que hubieran tocado el ídolo (Halcón Nocturno, Gata Infernal y Valkiria). Si bien no tendrían el pleno control del Dios, el matar a dos de sus objetivos permitió a los Hombres Cabeza revivir a Orrgo, al cual ordenaron que conquistara el planeta. Orrgo usó su poder para poner a todo el planeta bajo su control, a excepción de los 3 Defensores, que al haber tocado el ídolo estaban fuera de su control. 


Los 3 héroes derrotaron a los agentes de IMA enviados para asesinarlos, y apoyados por Namor, el Doctor Extraño, Hulk y Estela Plateada, también libres del control de Orrgo al encontrarse fuera del planeta, para enfrentarse a los Hombres Cabeza. Cuando los Defensores atacaron a los Hombres Cabeza, Nagan azuzó a Orrgo para que enviara contra los héroes a todos los supervillanos del planeta. La lucha permitió a Halcón Nocturno escabullirse y hacerse con el control del ídolo, obligando al Dios a abandonar la Tierra.

Recientemente, los Hombres Cabeza robaron un muertebot, de manos de un niño, Billy, que había aprovechado el mal funcionamiento del robot para hacerse su amigo, dispuesto a recuperar a su amigo, Billy contrató a los Héroes de Alquiler, sin saber que los Hombres Cabeza habían reprogramado al Muertebot para que les sirviera a ellos. 

Tras separarse para buscar a los Hombres Cabeza, Billy y el Entomólogo encontraron a los Hombres Cabeza, siendo capturados. Tras esto, los villanos colocaron la cabeza de Chondu en el cuerpo de Entomólogo, y la cabeza de Buck en un sistema de soporte vital. Fue entonces cuando otros dos de los héroes, Orka y Shang Chi, llegaron y se dispusieron a ayudar a su compañero, sin embargo, el Muertebot lanzó un rayo de fuerza letal contra Orka, matándolo. Furioso, Shan Chi combatió a los Hombres Cabeza a los que logró derrotar, y obligarlos a devolver su cuerpo a Entomólogo, tras lo que entregó a los Hombres Cabeza bajo la custodia de SHIELD.

Poderes y habilidades.

Con su cerebro instalado en una computadora que puede ser transplantada a cualquier cuerpo, su única apariencia humana reside en la propia cabeza ya que el cuerpo puede ser desde una araña a un águila. Chondu posee la habilidad mística de enviar su consciencia a través de las barreras dimensionales así como la capacidad de lanzar hechizos entre los que se incluyen la creación de una barrera ectoplasmática, una breve mesmerización la creación de ilusiones, teleportación a pequeña escala, comunicación telepática, cierta capacidad para drenar la fuerza de sus enemigos o manipulación del fuego.

Si se le inyectan los productos químicos adecuados en el cerebro, Chondu es capaz de generar una niebla o lluvia negra que produce en sus víctimas un estado de paranoia y violencia. Su cerebro, una computadora orgánica, procesa información a velocidades superhumanas.


Creado por Doug Widley / George Evans / Steve Gerber / Sal Buscema.
Año 1960.

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | coupon codes